© All rights reserved by Ferran lega

Underground Noises

CCConvent Sant Agustí

Barcelona

 

 

Esta instalación sonora basada en el proyecto Mine latencies presentado en 2009 en la galeria Altamira de Gijón, muestra un trabajo de relación entre la idea del ensordecimiento del sonido y la enclaustración provocada por el derrumbamiento espacios cerrados. Se trata de un site-specific generado para una de celdas del Comvent de Sant Agustí de Barcelona en la que se recogieron diferentes cartografías sonoras del interior de espacios antiguamente dedicados al culto.

La instalación consta de un altavoz que proyecta una pista editada sobre su cono o membrana de carton recubierta de limaduras de hierro. Cuando surge el sonido, se inicia la dualidad y el juego entre audición y sensación, (El material que tapa el cono provocan el efecto Sordina, aislando el sonido). A medida que avanza la pieza, los golpes producidos por los sonidos de bajas Frecuencias (de entre 10 a 40HZ), liberan poco a poco de material la membrana y el espectador con el paso del tiempo puede percibir cada vez mejor la calidad del sonido que se reproduce.

 

La dualidad surge de la propia inercia del altavoz para generar el sonido mediante el imán del que esta echo. El sonido expulsa el material hacia el exterior no obstante, el campo magnético generado por el imán del altavoz que transforma los impulsos eléctricos en ondas, vuelve a atraer hacia sí una gran cantidad de material. De este modo la pieza solo alcanza el nivel de audición optimo hacia el final de la pista y permite al espectador tener una clara consciencia del mensaje auditivo. Otra característica que conecta con el espectador es la transmisión de la resonancia a través de diferentes sensaciones que se perciben más allá del propio sonido, generadas por la vibración sonora.